Genesis Lección 8 Capítulos 8 and 9

Génesis

Lección 8 Capítulos 8 and 9

Leer Génesis 8

De la misma manera que el capítulo 7 comienza con las palabras reconfortantes de Dios invitando a la familia justa de Noé dentro de la seguridad del Arca, el capítulo 8 nos dice que Dios “recordó” a Noé. Pero el versículo no termina ahí; dice que El también recordó todos los seres vivientes que entraron al Arca con Noé. No puedo resaltar cuán importante son las criaturas vivientes de Dios….lo que nosotros típicamente llamamos animales….son para Dios. El hombre ciertamente está por encima de los animales, puesto para tener dominio sobre los animales, pero aún así estamos hechos de lo mismo de los animales, del polvo de la tierra. Y, Dios puso ese mismo  neshemah, espíritu de vida, en los animales y en la humanidad. Yo no estoy tratando de hacer un anuncio para los que defienden a los animales. Lo que digo es que nosotros perdemos la perspectiva del hecho de que los animales no eran tirados o despreciados. No hay duda, que temprano en Génesis cuando Adán nombra todos los animales dados por Dios, a él se le dio la oportunidad de escoger uno de ellos como compañero. No en el sentido de esposa, pero sino  de amigo. Y no hay duda de que esto era para mostrarle al hombre el lugar que el tiene…un poco por encima de los animales…..pero también nos muestra el amor y la importancia que Dios pone en Sus criaturas vivientes.

 Yo solo recalco esto, porque si se me permite asignar una emoción humana a Dios, el día en que Dios tuvo que matar un animal para cubrir a Adán y a Eva,  debió de haber sido algo que le afligió grandemente. Y le afligió a EL, cuando por SUS propias buenas razones, fue necesario sacrificar animales regularmente para sacrificios de sangre, para así  poder expiar los pecados del hombre. Y le debió de haber dolido aún más, cuando por razones que yo no comprendo, el Padre de todas las cosas le instruye a Noé y a sus descendientes que ahora ellos podían matar cientos, y luego millones, de sus amadas criaturas vivientes  para comer. Esto era algo muy importante.  Cuando se nos dice que Dios  conoce cuando un gorrión cae del cielo, es porque el gorrión es uno de Sus criaturas vivientes que ya no vive. El no “conocer” al gorrión habla en el mismo sentido de cuando para un contable un dólar es importante para poder cuadrar los libros de contabilidad; debido a que Dios pone SU Espíritu de Vida dentro de esa criatura, y ahora está extinta. En ocasiones vemos ese texto solo de la perspectiva de cuán importante el hombre es….porque también es dicho que el enumera los cabellos de nuestra cabeza. Pero, eso no es lo único importante, porque aún los pájaros son importantes para El. Así que mucho antes de que Jesús viniera al mundo, Dios estaba mirando a sus criaturas vivientes morir por cuenta del pecado del hombre.

La segunda parte del versículo 1 usa una palabra que es muy familiar para nosotros. Dice que Dios trajo un “viento recio” a través de la tierra, para empujar hacia atrás las aguas. La palabra hebrea usada aquí es “ruach”. En hebreo, el Espíritu Santo es Ruach HaKodesh. Ruach es usualmente usada en el Antiguo Testamento como una palabra para describir el Espíritu de Dios, o a veces como “espíritu” en general. Así que, este viento recio era más que un evento atmosférico; el viento era real y literal, pero también envuelve la idea que este viento tenía un componente espiritual como “al ser de Dios”. Otro ejemplo más de la Dualidad de la Realidad.  

Luego de 150 días del agua ir en aumento, el agua comenzó a retroceder por 150 días.

El Arca de madera había flotado en la crecida, hasta que se puso en la montaña de Ararat……no en el Mt. Ararat, que es un pico en específico….sino, en algún lugar en el tope de una de las montañas de la extensa cordillera de la montaña de Ararat, que es conocida hoy en día como Turquía. Y también se nos dice el día preciso: el 7mo mes, el día 17 del mes. Pero, será un tiempo después antes de que puedan desembarcar.  Cuarenta días más pasaron, y Noé envía un cuervo, un pájaro carroñero, un animal impuro. El pájaro no regreso, lo cual indicaba que había encontrado de comer, probablemente cosas muertas, y un lugar para anidar, probablemente en los topes de las montañas que ya estaban sin agua. Luego envía a una paloma, un animal puro, pero regresa indicando que no había ninguna fuente de alimento, ni un lugar para anidar. Una semana más tarde Noé envía a otra paloma, y esta vez regreso con una  hoja fresca de un árbol de olivo y la trae en su pico. Otra semana más pasa, y la paloma no regresa, indicando que el agua ya había retrocedido hasta el nivel del límite forestal, o talvez por debajo del límite forestal. Bastante sorprendente, es muy conocido por los cultivadores de olivo que nunca tienen que temerle a que sus árboles mueran debido a una inundación ya que un árbol de olivo puede tener hojas aun estando debajo del agua.

Es tan interesante observar que por alguna razón, Dios quiere que sepamos el mes y el día exacto, como también  quiere que sepamos algunas fases de la inundación, y cuando el agua retrocedió. Por ejemplo, podemos ver que es en el PRIMER mes, el PRIMER día……el primer día de un año nuevo, como los judíos lo llaman, Rosh Hoshanna, era seguro remover la cubierta puesta sobre el Arca, y todo lo que quedaba era esperar que la tierra terminara de secarse lo suficiente para que todos los habitantes del arca pudieran poner pie en la tierra. Fue en el 2ndo mes, en el día 27, que Dios instruyo a Noé que ahora el podía continuar con la vida en la tierra.

Cuan interesante es que ese mismo diluvio que destruyó lo pasado, también purifica y abre camino para lo nuevo. La muerte de lo que estaba corrupto era necesario para así poder abrir camino para la vida nueva. Y, otra vez, tenemos un tipo y una sombra de lo que ha de venir. Para Cristo, llamado Agua Viva en el Nuevo Testamento, todo esto señalaba hacia Él. Nuestra naturaleza vieja muere, y somos purificados a través de su Agua Viva. Y esto establece todo el significado simbólico del bautismo en agua. A través de la muerte, nosotros somos traídos a una vida nueva.

Noé muy bien entendía, el impacto de lo que acababa de revelarse. Y en el verso 20, en una respuesta apropiada, el construye un Altar y ofrece sacrificio al Señor de TODA clase de animal puro. El primer acto del nuevo orden de la humanidad era honrar a Dios. Aún así, como pronto vamos a ver, este nuevo mundo purificado, comenzara justamente,  entendiendo el pecado y sus devastadores y destructivas consecuencias y aún así no permanecerán puros por mucho tiempo.  

Pero, este sacrificio de Noé también nos muestra al menos una razón importante por la cual Dios ordenó 14…. 7 parejas….de animales puros que fueran traídos dentro del Arca. Si Noé iba a sacrificar una pareja de cada especie pura que el trajo (lo cual el hizo), al hacer esto con el primer sacrificio de animales puros se hubiese puesto esa especie en extinción. Aún más, cuando Noé hizo esta serie de sacrificios, Noé estaba afirmando que él iba a tomar el manto de la línea de Seth: la línea del bien de su gente. ¿Para que usaban a los animales impuros? ¿Cuál fue el propósito de retenerlos y no dejarlos que murieran en el diluvio? Bueno, sin ponernos muy gráficos,  más tarde vamos a ver que varios de los animales impuros  vivían en una dieta de carroñero. Los cadáveres de la gente  y  los animales iban a estar esparcidos por todos lados una vez el agua comenzara a retroceder. Estos animales iban a ver todos estos cadáveres como alimento y ciertamente iban a servir un propósito en limpiar el panorama de la misma forma en que los buitres y los animales carroñeros lo hacen hoy en día.

Y, no debemos olvidar el principio de nuestro Universo que TODO TIENE UN OPUESTO. Si había puro, TENIA QUE HABER impuro. Pero, quiero aclarar algo acerca de lo que Dios decreta como impuro; de ninguna manera todos los animales impuros eran carroñeros. De hecho, aparentemente no hay ningún patrón de comportamiento, ni característica física, ni alguna clase en particular de alimento, ni ninguna otra cosa que podamos pensar que nos ayude a entender PORQUE Dios designa algunos animales como impuros. Hay muchas teorías que han sido expuestas, pero ninguna de ella es válida. Nosotros sencillamente tenemos que entender que Dios es soberano; que El hace las decisiones y usualmente EL no nos revela la razón detrás de lo que el escoge. Así que si sales hoy de aquí entendiendo algo sobre puro e impuro permite que sea esto: Los animales impuros no son una amplia categoría de animales MALOS; los animales puros no son intrínsecamente MEJOR que los animales impuros; los animales impuros no son animales defectuosos, ni son animales de menos importancia para Dios. Ellos son nada más o menos que una decisión hecha por el Creador por Su propia buena razón. Y, Él nunca ha compartido con el hombre su razonamiento detrás de su decisión.

Los últimos 2 versos del capítulo 8 revelan unos cuantos puntos importantes: 1) que Dios acepta los sacrificios de Noé; Los encuentra agradables. 2) Dios nunca más iba a destruir los habitantes de la tierra de la manera en que acababa de hacerlo: con una inundación de agua. 3) por favor observa la frase en el versículo 21 que dice: “…..pues la tendencia del corazón del hombre desde su niñez es hacia el mal….”

El Corazón humano forma maldad desde su niñez. Que más podría ser una admisión directa por El Todopoderoso que esta, que el hombre tiene un problema; él tiene el mal dentro de si mismo. Como discutimos la semana pasada, ¿dónde podemos encontrar alguna referencia a Satanás? ¿En dónde encontramos que Dios apunta hacia el problema de la maldad en la humanidad al Diablo? Él no lo hace. No quiero que haya ningún malentendido: Satanás es real, y el seduce al hombre hacer el mal. Pero, Satanás NO CREO el mal; Satanás fue un ser creado al igual que cualquier otra cosa y  Él hizo una decisión moral y se convirtió en el mal personificado a la máxima potencia. El simplemente toma ventaja de nuestra inclinación hacia el mal que está en nosotros por medio de la seducción. Dónde dice que el corazón hace o forma el mal “desde su niñez”, está escrito como un  mine’araw en hebreo. Esto literalmente quiere decir “desde su despertar." Asi que, una mejor versión de esa frase pudiera ser: “…..debido a que lo que el corazón  humano forma es maldad desde su despertar." Rabbi Judan (uno de los grandes sabios judíos de la antigüedad) explica que esto es desde el momento en que el humano tiene conocimiento. Los sabios argumentan si ese conocimiento tomo lugar en el vientre de la madre o inmediatamente al nacer, o poco después. Pero, de todas formas, el punto es que TODAS las personas nacen con corazones que “forman” maldad. Esto es lo que se dice en el versículo 21. Y, no está diciendo que el corazón humano SOLO tiene maldad….para nada. No está diciendo que los bebes  automáticamente nacen con 100% de inclinación hacia la maldad. No, esta declaración por parte de Dios es sencillamente admitiendo que todo el mundo nace con una inclinación hacia el mal; pero debido al principio de opuestos, todo el mundo también nace con una inclinación hacia el bien.

Una buena pregunta me fue hecha la semana pasada, ¿cuándo fue que Dios abandonó el Jardín del Edén? Bueno, hasta el momento del diluvio, la gente aparentemente miraba hacia el jardín cuando se comunicaban con Dios. De aquí en adelante en la Biblia, después del diluvio, vamos a ver que Dios mira al hombre de arriba hacia abajo y el hombre mira a Dios de abajo hacia arriba. Así que sabemos que lo que había quedado del Jardín fue destruido por el diluvio, ahora Dios se comunicaba con el hombre desde el reino celestial, y va a pasar mucho tiempo antes de que el vuelva a establecer un lugar donde Él va a morar con la humanidad…. como sucedió en los días de Moisés con el Tabernáculo en el desierto.

Inmediatamente seguido del diluvio, la Tierra era un lugar diferente de lo que había sido unos meses antes. Los océanos eran más extensos, y como resultado, había menos superficie de la tierra de lo que había antes del Diluvio. La tierra estaba estéril de toda vegetación y libre de toda vida animal. El vapor que cubría el aire y regaba la vegetación ya no existía. El clima templado y moderado que existía, antes, ahora tenía más cambios radicales. Las estaciones llegaron a ser más pronunciadas, y como resultado, eran más importante porque el crecimiento de las plantas para alimento dependía de la temperatura y de cierta cantidad de luz que debía estar presente. Y, aún más dramáticamente, solo 8 personas y un puñado de animales eran los que quedaban para habitar y luego poblar, la superficie completa de la tierra.

Pero, más que esto podemos ver que: Noé era el Nuevo Adán. De donde toda la humanidad iba a salir. Ustedes y yo estamos más relacionado a Noé, que lo que podamos estar con Adán. Pero, Noé y Adán operaban con diferentes paradigmas….sus situaciones estaban en polos opuestos. Adán fue creado como perfección, y creado dentro de un mundo de perfección absoluta. Él fue creado a la imagen de Dios. Noé nació en un mundo de imperfección. Aún cuando Noé fue declarado justo ante los ojos de Dios, Noé, al igual que nosotros, nació con una naturaleza caída al igual que un mundo caído. Debido a que Noé confiaba y obedecía a Dios, Dios simplemente lo declara justo. Este siendo el principio fundamental de salvación…confiando en Dios y siendo  reconocido (opuesto a ganarlo) a justificación…. Es el mismo principio con el que contamos hoy en día; y lo podemos ver presente aquí en el Antiguo Testamento, en Génesis. Al igual que Adán fue creado a la imagen de Dios, así mismo Noé fue “creado”, a la imagen de Adán. Una era termina y otra comienza. Este estado universal del mundo de pecado, del cual Noé era el patriarca, representa la NUEVA base de como Dios iba a tratar con el mundo y todos sus aspectos después del diluvio…lejos de cómo fue con Adán…. Lejos de cómo iba ser con la venida de Cristo…. Y todavía lejos de cómo va a ser un día en un futuro no tan lejano.

Vamos a ver la tremenda diferencia entre el Viejo mundo antes del Diluvio, y el Nuevo mundo después del Diluvio, inmediatamente cuando comencemos a leer el capítulo 9.

Leer Génesis 9

Los grandes cambios en la existencia del hombre, en las dinámicas de gobierno, en su relación con el ambiente, y en sus responsabilidades delante de Dios, son evidentes inmediatamente en el versículo 2: donde una vez los animales estaban sin miedo, confiados, y voluntariamente sometidos al hombre antes del Diluvio, ahora Dios ordena que el dominio del hombre sobre los animales sea a la fuerza. Los mismos animales que tan dócilmente aparecieron delante de Adán para que los nombrara, ahora iban a estar aterrorizados del hombre. El versículo 3 nos dice que ya la carne no es un alimento prohibido para el hombre; la carne animal es una fuente de alimento para el hombre; la carne animal es una fuente aprobada como alimento. Yo he escuchado a personas preguntar cómo fue que Noé hizo que todos esos “animales salvajes” entraran al arca; la contestación es sencilla: antes del Diluvio el hombre tenía una relación con los animales muy diferente de la que tiene ahora.

El versículo 2 también nos da una oportunidad de traer un poco de sentido común al leer la Biblia. Nunca vayas a pensar que las palabras escritas no significan lo que dicen. Las palabras significan lo que significan en el sentido común de la cultura hebrea de esos días. Dice aquí que TODOS los animales iban a temerle al hombre. Ahora, el hecho es que nosotros sabemos que 100% de los animales no necesariamente le temían al hombre….nunca habían temido. Muchos animales se sienten muy cómodos con el hombre, porque han sido domesticados y criados para ese propósito. Las ovejas reconocen la voz de su pastor. Sin entrar en muchos detalles, solo piensa en las mascotas más comunes como los perros y los gatos que ciertamente no le temen al hombre. El punto es este: cuando la Biblia dice todo, o cada uno o toda cosa, lo dice en un sentido general. Todo o cada cosa no quiere decir 100.00%; sino que significa que es “la regla general pero hay unas cuantas excepciones”. Nosotros podemos decir que significa “la gran mayoría”. Piensa en la manera en que nosotros comúnmente hablamos; decimos cosas como “todo el mundo está en contra mía”; o todo lo que hago me sale mal; o siempre tomo la misma ruta para ir a casa. Eso es una expresión retórica. Así que tenemos que ser muy cuidadosos en no leer en algunos absolutos teológicos este tipo de declaración cuando no era intencionado.

Ahora, aún cuando toda criatura estaba permitida como alimento, había una prohibición muy estricta estipulada para el consumo de la carne, y era que el hombre no podía comer la sangre de un animal. ¿La razón? Es en la sangre donde se encuentra la vida. La sangre era solo utilizada para los sacrificios, y nunca fue permitida para el consumo del hombre. La sangre, el centro de la vida, era simplemente muy santa para que el hombre tomara parte de ella.

Y, podemos ver que la importancia de la sangre es pasada de los animales, a los humanos. Para el asesinato, el quitar de la sangre humana es específicamente prohibido. Date cuenta que en el versículo 5 Dios pone la tarea de llevar a cabo la justicia por el asesinato de un ser humano, al hombre. Hasta ahora, Dios mismo trataba con eso. El trataba con eso muy diferente porque ahora vemos que un hombre que mata a otro hombre debe ser matado….por otro hombre. ¿Recuerdas  el castigo que recibió Caín por haber matado a su hermano Abel?   Él estuvo exiliado de la presencia de Dios. Dios puso una señal sobre Caín para que otros no fueran tentados a tomar la venganza en sus manos, y lastimar a Caín. La simple separación de Dios era suficiente castigo.

Lo que los Rabinos de la antigüedad señalan tan brillantemente concerniente a estos pasajes, es que aquí encontramos a Dios estableciendo el principio del gobierno en la tierra. La ley civil fue creada aquí, con Dios delegando alguna de Su autoridad al hombre. Más tarde, en Levíticos, Dios va definir más detalladamente algo que nosotros constantemente tratamos de volver a escribir, con muy poco éxito: lo que significa la justicia. Nosotros tendemos a llamar a la definición de la justicia de Dios, la LEY.

Estos mismos Rabinos y Escribas llegaron a la conclusión que si Dios ponía en las manos del hombre el terrible asunto de decidir el castigo capital,  el derecho a quitar la vida humana, entonces asuntos de vida menos importantes como la autoridad sobre las esposas, hijos, sirvientes, propiedad, tierra, etc. iba a estar ahora en las manos del hombre. De aquí fue que salieron lo que eventualmente llamarían las 7 Leyes de Noé. Las leyes de Noé eran esencialmente los principios más fundamentales de justicia civil  que Dios le había dicho a Noé, de donde todas las otras leyes civiles iban a estar basadas.  Estas 7 leyes no las vemos escritas específicamente enumeradas en las Escrituras. Interesantemente, cientos de años más tarde, después de la venida de Cristo, estas Leyes de Noé, van a tomar un papel muy importante en la determinación de lo que el Concilio de Jerusalén del 49 DM va a usar para los requisitos básicos que los gentiles debían de seguir, para tener hermandad y adorar a Dios junto con los judíos que reconocían que Jesús era su Mesías.

Las Leyes de Noé son las siguientes: 1) el hombre era prohibido de adorar ídolos. 2) El hombre no podía cometer blasfemia (tomar el nombre de Dios en vano). 3) El hombre no le era permitido matar. 4) No se podía cometer incesto. 5) No podía haber robos ni  asaltos. 6) El hombre no podía comer carne ni podía comer carne de animales que hubiesen sido estrangulados (y por lo tanto, no habían sido “desangrados”). 7) El hombre tenía que someterse a la autoridad del gobierno civil.

Luego, en el verso 8, Dios hace un pacto. Cuando estudiemos a Abraham en unas pocas semanas, vamos hablar un poco más acerca de la importante naturaleza de los pactos. Pero, por ahora, solo reconoce que este pacto es un contrato, una promesa; en este caso entre Dios y Noé…PERO… también es una promesa de Dios para toda carne viviente. Este pacto en particular, o contrato, es unilateral; el contrato NO depende de la respuesta del hombre o de la conducta del hombre….todo recae sobre Dios. Vas a ver como en otros pactos que vamos a estudiar, requieren un requisito mutuo….tanto Dios como el hombre tienen un papel que llevar a cabo. Y, es este el primer pacto entre Dios y el hombre mencionado en la Torá. Hay una creencia teológica que este pacto con Noé es actualmente el 2ndo pacto con la humanidad; el 1ero fue entre Dios y Adán; y fue que si Adán no comía del fruto del Árbol del Conocimiento del Bien y del Mal, el hombre podía permanecer en el Jardín con Dios. Bueno, personalmente yo pienso que eso resta importancia al impacto del concepto de pactos.  Ciertamente, Dios da a Adán una instrucción de no comer del árbol, y de no seguir la instrucción, entonces iba a tener una penalidad, pero esto no lo hace que llegue a un nivel de pacto.

Y, el pacto es este: Dios nunca jamás iba a destruir el mundo y todo lo que lo habitaba….por medio de un Diluvio. Pues claro, que Dios dejo la puerta abierta para destruir el mundo por cualquier OTRO medio, pero eso es otra historia. De todos modos, la señal para este pacto es el  Arcoíris.  Ahora, mientras yo no quiero pasar mucho tiempo con esto, la pregunta siempre va a venir, ¿acaso este era el primer Arcoíris?  Mi contestación indiscutible para esto es……! TAL VEZ!

Esto es lo que pasa, Dios puso muchas cosas físicas en los cielos para ser usadas como señal. No necesariamente El hacia una señal  cada vez que el sentía que era necesaria. La física de la luz, y la refracción al pasar por la humedad, es muy bien entendida. Y, nosotros sabemos que no es necesario que llueva para poder tener un arcoíris….solo necesitamos una cantidad suficiente de contenido de agua en la atmosfera. Aún así….casi universalmente, entre todos los estudiosos de la Biblia de la antigüedad y los modernos, la conclusión es que este si FUE el primer Arcoíris….así que no veo ningún punto en atacar el punto, ni debatirlo.

Pero, me gustaría señalar algo en relación a cuando Dios dijo que al mirar al Arcoíris  Él iba a recordar su pacto con toda cosa viviente, que no iba a volver a traer fin a todo ser viviente con un Diluvio. Como discutimos hace unas pocas semanas atrás, declaraciones de este tipo son en un sentido figurado. Dios no es un hombre, y Él no tiene atributos humanos. Dios no es un tipo de súper hombre… EL es un ser completamente separado y diferente al hombre. Ni tampoco es el hombre, un tipo de dios de menor rango. Dios no necesita refrescar su memoria. El no necesita una libreta grande para poder recordar lo que El promete. Pero, yo puedo ver como por muchas generaciones después de Noé, debido a que el Diluvio estaba fresco en sus mentes, cada vez que llovía, la gente podía sentir un poco de ansiedad en espera de que la lluvia parase. Y, cuan reconfortante debió de haber sido para ellos cada vez que miraban al cielo y veían ese hermoso Arcoíris, que es tan común para nosotros, sin mucho que pensar, es ciertamente una señal de Dios. Eso no ha cambiado solo porque unos cuantos de miles de años han pasado desde Noé hasta nuestros días.

 

 

 

925 N. Courtenay Parkway, Suite 19, Merritt Island, FL 32953