Genesis Lección 26 Capítulo 26

Génesis

Lección 26 Capítulo 26

 

Patrones. Nosotros podemos ver patrones, en Génesis 26, podemos ver patrones que hemos visto en capítulos anteriores. Y, alguno de estos patrones ha sido cimentado sobre otros y más tarde desarrollados en la narrativa de Génesis 26. Hemos hablado bastante sobre patrones en esta clase, ya que son cruciales para entender las Escrituras. Debido a que Dios ha creado un Universo y un sistema de vida que emule a EL MISMO,  por lo tanto es ordenado y no caótico. Los humanistas seculares saben instintivamente que si nuestro universo y el Sistema de vida en nuestro planeta NO son al azar o caóticos, entonces si tiene orden. Y, si tiene orden, ¿Quién o qué creo ese orden?   

Relativamente nuevas teorías de física…las cuales ahora son generalmente teorías aceptadas….han mostrado que 1) hay muchas más dimensiones de existencia que las 4 que nosotros conocemos (largo, ancho, alto y tiempo) son una realidad matemática, y 2) nuestro Universo y sistema de vida ES ordenado y no al azar o caótico. Nuestro Universo está lleno de patrones y ciclos que aparentan repetirse infinitamente. 

Por lo tanto, al ser enfrentados con la inevitable conclusión que si el Universo ha sido ordenado, por definición TIENE que haber un ordenador central. La comunidad científica que está de acuerdo con estas nuevas teorías no pueden llegar a usar el término “Dios”; así que ellos han inventado el término “Diseño Inteligente”….rehusando discutir QUIEN pudiera ser ese  diseñador inteligente.

Desafortunadamente para la comunidad científica, el usar la imparcial y neutral terminología de Diseño Inteligente no les ha permitido esquivar la controversia que sus hallazgos han causado. Una escuela en Pennsylvania ha estado ensenándole a sus estudiantes en la clase de ciencias acerca de los hallazgos encontrados sobre el Diseño Inteligente….junto con la teoría de la evolución; el resultado ha sido una inmensa batalla en la corte acerca de si a los estudiantes se les puede estar informando sobre los descubrimientos del Diseño Inteligente. Continúa informado sobre esta batalla y lee lo que puedas acerca de la misma. Te sorprenderás de los reclamos que los demandantes están haciendo.  Estarás sorprendido de las instituciones y personas a las cuales ustedes jamás hubieran asociado con el ateísmo y el vehemente humanismo secular. Aún más van aprender la minoría que nosotros como creyentes somos en nuestra nación y en el mundo entero, y hasta que alcance, el espíritu del Anti-Cristo domina el pensamiento de la humanidad.  .

Yo les señalo esto a ustedes, porque la mayoría de nosotros se nos ha enseñado a leer y a estudiar la Biblia usando métodos del humanismo secular….es solo que nosotros no nos damos cuenta. Se nos enseña que para cada lección, principio, ley o algo que suceda en las Escrituras, nos DEBEMOS preguntar el PORQUE. Y se nos obliga a llegar a conclusiones basadas en el método científico. Si no tenemos respuestas que satisfagan el “porqué”, entonces la lección Bíblica, principio, ley  o algo sucedido es descartado como mito, leyenda y fantasía.  

La Biblia no es un documento humanista secular, y no presenta el material de una manera científica. Por lo tanto, la búsqueda del “porqué” cuando estudiamos las Escrituras nos puede llevar a caminos sin salida, de la misma manera en que la obsoleta carrera de física llamada “Quantum Mechanics” ha llevado a los científicos a una calle sin salida llevándolos alcanzar nada. La estrategia de Quantun Mechanics para la física quiere decir tratar de racionalizar el caos; tratar de encontrar fórmulas matemáticas para poder PREDECIR lo impredecible, y para poder explicar cómo la aleatoriedad eventualmente produce orden. Los principios teóricos de caos y aleatoriedad son el fundamento del ateísmo y el humanismo secular. Y, después de 4 décadas las técnicas de “Quantun Mechanics” aplicadas a la operación del Universo han probado ser completamente inútil.     

Nosotros somos un Universo y un sistema de vida de patrones…porque nosotros somos un Universo y sistema de vida de orden; nosotros vemos patrones porque los principios de Dios de orden son sólidos y nunca cambian. Esto produce repeticiones y ciclos predecibles….y yo llamo estas repeticiones Bíblicas, patrones.

Vamos a leer Génesis 26, y vamos a descubrir más patrones y vamos a ver como la historia se repite ella misma.  

LEE GEN 26

El clima variable de Canaán una vez más ha precipitado a la tierra a un estado de hambruna, la cual ha forzado a Isaac a moverse. Aparentemente, recordando lo que su padre Abraham hizo en una situación similar y como resultado llevándolo a  vivir temporeramente en Egipto, Isaac está a punto de hacer lo mismo que su padre. Su ruta hacia Egipto lo lleva al territorio de los filisteos, porque la muy bien establecida ruta de Gerar,  era conocida como una ciudad con almacenes de comida ya que era el lugar donde el rey vivía. Era una práctica común  para esa era tener almacenes de comida de emergencia y almacenes regulares de comida EN LA CIUDAD donde el rey de esa región vivía….obviamente era una manera en la que el rey podía vigilar los almacenes y podía escoger la mejor comida para él.   

Este sistema de ciudades con almacenes existía primordialmente porque los “impuestos” que cada rey tomaba de su pueblo venían…en la mayoría de las veces….en la forma de granos o algún otro producto agrícola. Así que, grandes cantidades de trigo y cebada traídos como impuestos tenían que ser almacenados y controlados por los hombres que trabajaban para el rey, y bajo la supervisión del rey. El resultado de esto era una necesidad enorme de almacenes y silos subterráneos que mantenían la propiedad del rey segura.

Es ahí, donde Yahweh se le aparece a Isaac y le dice que NO vaya a Egipto, sino que se quedara dónde estaba. En otras palabras, a pesar de que sus ojos le decían…a pesar del hecho que todos sus instintos humanos le decían que se debía ir a otro lado o morir de hambruna, Dios le dijo que permaneciera en la tierra que Dios había separado para Abraham y sus descendientes. Dios lo iba a llevar A TRAVES del problema, no fuera del problema. Cuantas veces nosotros escogemos hacer lo que Isaac estaba a punto de hacer….correr, en vez de escuchar, y confiar en Dios que nos lleve a través de los tiempos difíciles y los retos en nuestra vida.

Esto no era una decisión fácil para Isaac; él era  dueño de un  ganado. El tenía un clan enorme al cual debía cuidar. El escoger quedarse en el área que estaba bajo una hambruna era algo muy serio; eso podía ser el fin de su clan. Uno solo puede imaginarse la mirada de asombro de su clan al saber su decisión. Esto era una prueba de fé en su padre, Dios.  

Lo sucedido en el capítulo 26 necesariamente ocurre ANTES del capítulo 25. Así que, los gemelos Esaú y Jacob no habían nacido. Nosotros podemos saber esto porque ellos no son mencionados, y, el rey de los filisteos nunca hubiese inquirido sobre Rivka si él hubiese sabido que ella estaba casada; sus hijos le hubiesen dejado saber que ella ESTABA casada.  

Vamos hablar por un momento de las primeras palabras del verso 2, donde dice “El Señor se le aparece a él”, refiriéndose a Isaac. ¿Qué quiere decir “el señor se aparece”? ¿Acaso esto quiere decir una teofanía? ¿Acaso Dios hizo una aparición FISICA delante de Isaac? De todos modos, como en casi todos los casos en el Antiguo Testamento, la palabra traducida como “señor” es actualmente Y-H-W-H…el nombre propio de Dios.  

La palabra hebrea usada aquí, y normalmente traducida como aparición, es va-yerah’; y esta palabra ES indicativo de revelación divina. Otra palabra hebrea para un tipo de intervención divina es muy similar: va-yo’mer. Va-yomer invariablemente está refiriéndose SOLAMENTE a la expresión divina….palabras, algo audible. Va-yerah es comúnmente usado en la Biblia en referencia a los patriarcas…..Abraham, Isaac y Jacob. Es más indicativo de una comunicación recibida de Dios más directa e intensa. Es una comunicación con el Señor que no es cuestionable. Las visiones, otra forma de comunicarse con Yahweh, en ocasiones son cuestionadas; ¿acaso fue Dios o fue un sueño? ¿Estoy entendiendo yo correctamente lo que EL dijo? ¿Qué significa todo esto? La forma de la palabra va-yerah’, indica algo incuestionable, contacto inequívoco con Dios que incluye un mensaje claro…que pudiera, pero no necesariamente, incluye una experiencia visual. Así que la palabra “aparición” no debe de ser tomada como que el Señor, de alguna manera, se hizo EL MISMO visible; es más como una expresión de cercanía de un humano a la presencia de Dios.

 El Abimelech que vemos aquí NO es el mismo Abimelech con el que Abraham tuvo un encuentro. Abimelech quiere decir “padre-rey”, o “mi padre el rey”. Es un epíteto, y un título. Era probablemente un nombre que muchos reyes filisteos  adoptaban. Nosotros no debemos de cuestionarnos acerca de esto: nosotros podemos ver los Papas Católicos modernos escoger nombres para ellos mismos que Papas anteriores tenían. Nosotros podemos ver reyes de Inglaterra y Francia haciendo lo mismo: Henry el 8vo fue llamado así porque habían 7 Henry’s reales antes que él. Aquí podemos ver la misma idea.

Comenzando en el verso 3, Dios renueva las promesas del pacto que ÉL había hecho con Abraham y con Isaac. Nunca olvidemos que todos los personajes de la Biblia eran seres humanos; Isaac naturalmente se preguntaba, durante periodos extendidos de tiempo, si Dios todavía estaba con él. El miraba sus circunstancias, como todos lo hacemos y se preguntaba si el había entendido correctamente lo que Dios le había dicho….porque muy pocas, si acaso algunas de esas promesas del pacto aparentaban estarse cumpliendo. Y, la promesa que era tan valiosa para el clan, en esa era….la tierra…ciertamente no se había materializado. Isaac NECESITABA la reafirmación del Señor, y el Señor se la dió.

No debemos brincar rápidamente lo que dice hacia el final del verso 4, aún cuando aparentaba haberlo escuchado anteriormente. De hecho, la forma de la promesa  “ y en tu simiente seran bendecidas todas las naciones de la Tierra……” AÑADE una pequeña tonalidad de la promesa anterior donde “todas las naciones de la tierra serian bendecidas a través de ti”. La idea es que TODA la humanidad va a tener sus esperanzas y bienestar de alguna manera orgánicamente conectadas a Israel.

¿Que, exactamente, quiere decir eso?  Bueno, aún cuando estamos tan avanzados en el proceso del plan de redención de Dios y tenemos un mejor retrato y entendimiento de como todo esto, está tomando lugar comparado a aquellos que vinieron antes que nosotros….todavía hay mucho que falta por venir, y mucho todavía es un misterio. Cuando lleguemos a Génesis 48, 49, y 50, mucha más información es añadida que nos va a traer luz  Y va añadir al misterio de COMO todas las naciones de la tierra van a ser bendecidas por los descendientes de Abraham. Y, recuerda, la palabra “nación”, en la Biblia, está refiriéndose más a la GENTE que al territorio. No necesariamente equipara nación y país; en nuestro vocabulario moderno, nosotros usamos nación y país de manera intercambiable. Pero, ese NO es el caso en la Biblia. Naciones, la mayoría de las veces, quiere decir grupos de personas definibles junto con sus gobiernos…..sus líderes.  

Isaac obedeció; al igual que su padre, Abraham, él escuchó a Dios e hizo lo que se le había ordenado hacer. Pero, Isaac llevaba en sí una característica similar a la de su padre: temor. Ahora, en medio de la hambruna, y viviendo con unas personas que el particularmente no confiaba, él se sintió inseguro. Y, como resultado, vemos a Isaac mostrando otra de las características familiares…. Un problema con ser honrado…especialmente cuando se trata de su esposa. No hay duda que Isaac había escuchado los cuentos de su padre Abraham cuando viajó a Egipto, y el imita el comportamiento de su padre al decirles a las personas que viven en G’rar que Rivka es su hermana.  

Un día, Abimelech mira por su ventana y ve a Isaac acariciando a su amada esposa Rebecca; al él haber escuchado el rumor de que Rivka era la hermana de Isaac, lo que él ve le indica lo contrario, y   se da cuenta del engaño y confronta a Isaac. Isaac admite su mentira, y Abimelech muy furioso, le advierte a las personas que no toquen a Rivka o si no mueren. Una lección que el muy bien había aprendido de SU padre.

Ahora, aún cuando hay muchos patrones que vimos en el padre de Isaac tomando lugar aquí, los resultados son diferentes. Abraham encontró una hambruna, y estaba determinado a ir a Egipto para pasarla allá, y así lo hizo. Isaac encontró una hambruna, y estaba determinado a ir a Egipto a pasarla allá, pero NO lo hizo.  

El rey de los filisteos se percató de la esposa de Abraham, Sara, y se le dijo que era la hermana de Abraham, y él se la llevó para su harén. El rey de los filisteos se percató de la esposa de Isaac, Rivka, y se le había dicho que era la hermana de Isaac, PERO SE DIO CUENTA que obviamente ella no era la hermana, y NO se la llevó. De hecho, el advierte a su gente a no hacer nada en lo que se refiere a Rivka.  

Es bastante interesante para mí, que cuando este rey de los filisteos hace referencia al Dios de Isaac, EL lo llama a EL por su nombre; eso es correcto, el hebreo original no tiene a Abimelech refiriéndose al Dios de Isaac como “Señor”, como casi todas nuestras Biblias dicen; en vez, al contrario, cada vez Y-H-W-H está presente. Abimelech obviamente estaba familiarizado con el Dios de Isaac, y el tenia temor y respeto para él. Y, de hecho, fue el temor del Dios de los hebreos que llevo a Abimelech a tratar con Isaac y su clan de la manera que lo hizo.

Nosotros podemos ver en el verso 13, que aparentemente la hambruna extendida hizo que Isaac decidiera sembrar para así poder suplementar, y probablemente para así poder alimentar a su ganado y a su familia. Registros  históricos de antigüedad prueban la verdad de esto. Ocasionalmente los que cuidaban a los ganados sembraban lo equivalente a un jardín grande para así tener granos y hierbas para sus familias. Y, también hay registros de pastores sembrando para así poder abastecerse de alimento para los tiempos difíciles. Así que este acto de Isaac es consistente con su cultura y su profesión; de ninguna manera el sembrar indicaba un deseo de establecerse y quedarse en un lugar permanentemente.

Dios bendijo a Isaac por haber confiado en ÉL y haberse quedado en Canaán, e hizo que su cosecha se multiplicara 100 veces más de lo que había sembrado. En esos días, los métodos de sembrar eran primitivos y la cosecha de la semilla era pequeña; generalmente, algo como 25 más de la cantidad de semilla que fue sembrada llegaba a ser cosechada. Un buen año era 50 más y 75 era extraordinario. Generalmente, el obtener 100 más era considerado solo sobrenatural. Se nos dice en el verso 13 que las riquezas de Isaac seguían en aumento, y los filisteos estaban amargamente celosos. De las instrucciones que Abimelech le da a Isaac podemos ver que hay temor en conjunto con ese celo de los filisteos por el Dios de Isaac, y por el gran número de personas que formaban el clan de Isaac. Los filisteos veían a Isaac como una amenaza.

Esto es un escenario que va a tomar lugar una y otra vez con los Israelitas, y los judíos, las bendiciones de Dios sobre ellos , como por ejemplo comida suficiente, longevidad, fertilidad, y riquezas harán que sientan  envidia y luego persecución de las personas que le rodeaban. Los P’lishtim, los filisteos, mostraban su coraje y frustración llenando los pozos de agua que eran vital para el bienestar del clan de Isaac. Abraham había cavado estos pozos hacía años atrás.

Así que, el clan de Isaac había crecido tanto en número como en poder, que ellos representaban una amenaza para los filisteos, Abimelech les pidió que salieran de su tierra. Aún así, tenemos que entender que tenemos al débil pidiéndole al más fuerte que abandone su tierra. Isaac pudo haberse rehusado, y una guerra pudo haberse desatado e Isaac ganar. En ese tiempo, al igual que ahora, Abimelech pudo haber llegado  hacer algún tipo de pacto de poder y riqueza compartido con Isaac, ya que él sabía que no le iba a poder ganar. Isaac muy bien sabía esto; pero, en vez, escogió cumplir con los requisitos y se fué con su clan, se fueron a las orillas del río  G’rar (Vadi, or Wadi, quiere decir  “río”), y ellos comenzaron a destapar alguno de los pozos de agua que los filisteos habían llenado de tierra. Cuando el agua comenzó a fluir, los filisteos dijeron que esa era su agua, y el conflicto comenzó nuevamente.  

 Isaac tomó a su tribu y se mudó a Be’er-Sheva. Abimelech como buen político, sabía que debía de reparar las relaciones con el clan, ya que si querían, ellos podían regresar e invadir su tierra. Entonces el renueva el pacto que el había hecho muchos años atrás con Abraham.  

Beer-Sheva quiere decir pozo de los siete. Y, recuerda que era un lugar muy bien conocido para Isaac, porque fué en ese lugar donde su padre se mudó después que Isaac tuvo la experiencia cercana a la muerte en Mt. Moriah. Isaac estaba sencillamente regresando a la comodidad de lo que era familiar para él. También, debemos entender que esto era sencillamente un oasis para él. No había ciudad alguna, allí. Iba a pasar mucho tiempo antes de que una ciudad fuese establecida en ese lugar, y el nombre de la ciudad fue tomado del nombre antiguo que Abraham le había dado.

Comenzando en el verso 23, cuando Isaac se lleva a su clan grande Be’er-Sheva, Dios viene nuevamente a Isaac…el texto dice  Y-H-W-H “aparece” a Isaac, y usa la misma palabra hebrea va-yera’, que es comúnmente usada para describir muchas de las comunicaciones de los patriarcas con el Señor. Isaac acababa de pasar por un momento muy difícil. Él pudo haber sentido como que él falló, porque él dejó un área de tierra, sin poner resistencia, y que él sabía que iba a ser para los descendientes de Abraham. Y, Yahweh viene a Isaac como un consolador; y le dice “no temas”. ¿Por qué no temer? Isaac estaba temeroso….

Imitando a su padre, Isaac construye un altar, hace un sacrificio para Yahweh, y hace que sus hombres comiencen a excavar nuevos pozos; algo que él estaba seguro que necesitaba. Y, durante el proceso de excavar los pozos, Abimelech se aparece con su jefe de estado mayor,  Ahuzzath, y el general de su ejército, Phicol. Isaac se molesta. Su declaración para Abimelech es algo como “y ahora que….Yo hice todo lo que me dijiste para asi poder mantener la paz entre nosotros, y aquí estas tu nuevamente.”

Pero, Abimelech no ha venido a causar problemas; él ha venido en son de paz. Él quiere hacer un tratado de paz con Isaac. Abimelech se siente que Isaac aún cuando se ha mudado lejos de él, todavía se siente inseguro. Yo sospecho que Isaac muy bien sabía porque Abimelech estaba ahí, con solo ver quienes lo acompañaron. Si Abimelech hubiese estado ahí para hacer guerra, él no hubiese traído a su jefe civil. Esto era lo que dos naciones comúnmente hacían cuando querían hacer un pacto.  

Y, la naturaleza del pacto está deletreada en el verso 28 y 30; el mismo es para vivir lado a lado en paz. El pacto concluye de la manera usual, con una ceremonia de cena, y unos juramentos a los dioses que cada uno servía; Abimelech y sus hombres salen. El mismo día, que los hombres que estaban cavando el pozo encuentran agua. Esto siempre era interpretado como como una buena señal….una señal de bendición…y yo no tengo duda alguna que así era como Dios quería que lo vieran.

Paz y prosperidad, y espacio para crecer era lo que Isaac tenía ahora; una buena vida. Pero, problemas iban a venir; su insensato, malhumorado hijo Esaú hizo EXACTAMENTE lo que Isaac y Rebecca temían: el tomó dos mujeres hititas como esposas. Dios sabía lo que EL estaba haciendo cuando, 40 años atrás; EL le había asignado los derechos de primogenitura al hermano gemelo de Esaú, Jacob, cuando aún estaban en el vientre de su madre.  

 

 

925 N. Courtenay Parkway, Suite 19, Merritt Island, FL 32953
(321) 459-9887